21 de junio

Ambiente

El Plan de iluminación led ya tiene un avance superior al 50%

Con la instalación de 4.687 luces led en siete barrios, se superarán las 23 mil luminarias en calles y avenidas. Además, se colocó iluminación ornamental en monumentos históricos.

Con el objetivo de mejorar y modernizar la iluminación en calles, avenidas, espacios públicos y monumentos históricos, a partir de la colocación de 41 mil nuevos artefactos led con sistema de telegestión, el Municipio, a través de la Secretaría de Ambiente y Espacio Público, avanza con la renovación de luminarias en toda la ciudad, en el marco del Plan de Reconstrucción presentado por el intendente Pablo Javkin a fines de 2022.

En ese marco, ya se instalaron más de 19.000 artefactos led en barrios de los seis distritos. Esta semana, el Municipio realiza el recambio del alumbrado público en siete barrios, que sumarán un total de 4.867 nuevas luces, superando de esta manera el 50% del plan.

Se colocarán 840 luces en barrio La Guardia, en el sector delimitado por las calles Ameghino, San Martin, Gutiérrez y las vías del ferrocarril; 263 luminarias en Refinería (Junín, bulevar Avellaneda y avenida Cándido Carballo); 833 artefactos en Matheu, en la zona comprendida por bulevar Seguí, Ameghino, avenida San Martín y bulevar Oroño; 800 luces en Fisherton, en el sector comprendido por Mendoza, José María Rosa, Eva Perón y Wilde, de barrio Antártida Argentina; 677 luces en La Florida (bulevar Rondeau, Vieytes, David Peña y Colombres); 229 artefactos en barrio Alberdi Norte (bulevar Rondeau, Martín Fierro, Juan Pablo II y las vías del ferrocarril) y 515 luminarias en barrio Cura, entre Amenábar, Ovidio Lagos, bulevar Seguí y bulevar Oroño.

También se está renovando el alumbrado en avenida 27 de febrero, de Felipe Moré a avennida Belgrano, con la colocación de 530 luminarias.

El secretario de Ambiente y Espacio Público, Nicolás Mijich remarcó: “Rosario consolida su transición a iluminación led. Se trata de una política que mejora notablemente la calidad de los espacios públicos, al tiempo que cuida el ambiente, por tratarse de una tecnología que disminuye considerablemente el consumo de energía”.

“El recambio a led es parte de las acciones del Plan de Acción Climática Rosario 2030, una herramienta del Ejecutivo local que busca promover el uso de energías limpias, impulsar la eficiencia energética y la economía circular, generando las capacidades necesarias para afrontar los efectos del cambio climático”, agregó el funcionario municipal.

El Plan de iluminación led incluye también la iluminación ornamental de una serie de monumentos históricos: el Monumento Nacional a la Bandera, el Barquito de Papel, la Fuente de las Utopías (bajada Sargento Cabral) y la Fuente de La Favorita, en el Parque Independencia.

En este marco, el mes pasado se concretó la nueva iluminación led del Monumento a la Bandera. Se trata de un sistema de última generación que jerarquiza el mayor emblema arquitectónico de la ciudad con tecnología que permite múltiple gama de colores y motivos escénicos innovadores.

La obra involucró la colocación de 64 dispositivos lumínicos basados en tecnología led, operados de forma remota desde la sala de telegestión de la Dirección de Alumbrado Público. Desde allí, y mediante programación, se pueden generar shows lumínicos que respondan a efemérides o fechas especiales con colores y escenas específicas según cada ocasión.

La telegestión del sistema de iluminación se lleva a cabo mediante diversas plataformas operadas desde una línea con 3G o 4G, lo que permite crear y lanzar escenas lumínicas de forma remota.

Más y mejor iluminación

El Plan de iluminación led significa una inversión histórica en materia de alumbrado, que supera los 1.750 millones de pesos y permitirá triplicar la cantidad de artefactos con dicha tecnología en relación a 2019, alcanzando un total de 60.000; contribuye a mejorar la calidad de vida urbana, ya que las nuevas luminarias generan menos consumo y mayor eficiencia energética.

Con el recambio a led también se reducen los costos de mantenimiento en iluminación, ya que dichos artefactos poseen mayor vida útil. La incorporación de este equipamiento mejora notablemente la visibilidad de los entornos, ofreciendo una luz potente y focalizada, a diferencia de los globos convencionales que emiten una luz más difusa.

Esta tecnología se destaca por proporcionar un ahorro energético por cada unidad instalada del 40%, permitiendo una utilización más eficaz de la energía. Además, su uso disminuye la contaminación y sienta las bases operativas para el desarrollo de una ciudad inteligente, permitiendo mayor celeridad en la gestión de los reclamos y más eficiencia a la hora de prestar el servicio.

La unión de tecnologías lumínicas led con tecnologías de comunicación permite avanzar en soluciones que facilitan y optimizan la gestión del servicio de alumbrado público: un sistema de telegestión constituye una herramienta de control y supervisión para obtener datos e información en tiempo real sobre el comportamiento y la operatividad de cada luminaria, la detección temprana de posibles fallas (adelantándose al reclamo o la consulta del vecino en el 147), el horario de encendido, apagado y su consumo.