30 de marzo

Salud

Donar sangre salva vidas: en Rosario aumenta el número de donantes de sangre

El incremento en el número de voluntarios se relaciona con las acciones que impulsa el municipio en las postas fijas extrahospitalarias municipales y el trabajo conjunto con organizaciones.

Donar sangre es uno de los actos solidarios que salva más vidas, ya que en tan sólo treinta minutos se extrae de cada voluntario una unidad que se compone de glóbulos rojos, plaquetas y plasma. La sangre de un donante puede ser utilizada en tres personas distintas. Rosario no está ajena a la nueva cultura de la donación de sangre que consiste en pasar de la donación por reposición a la donación altruista.

En este sentido, a través de la Secretaría de Salud Pública municipal se trata de promover la figura del donante voluntario que pueda realizar una donación solidaria, informada, altruista y repetida. Además, se trabaja con el objetivo de que el 100 por ciento de la sangre y hemoderivados provenga de la donación voluntaria, programada y regular.

"El altruismo, la solidaridad, la responsabilidad social, la convivencia, son valores que ayudan a construir una nueva cultura de la donación", remarcaron desde la Secretaría de Salud Pública.

En el marco de la estrategia de la donación de sangre se desarrollan permanentemente colectas en distintos puntos de la ciudad. En este sentido, en el Banco de Sangres que funciona en el 2° piso del Centro de Especialidades Médicas Ambulatorias (Cemar) 4.116 personas donaron sangre durante 2019, de las cuales 1.208 fueron voluntarias. A este número hay que sumar las 495 donaciones que se realizaron en el Hospital Roque Sáenz Peña. Además, desde el 18 de octubre de 2016 que se inauguró el registro de médula en el Cemar, se inscribieron 856 personas.

El incremento en el número de donantes voluntarios se relaciona con las acciones que se realizan en las postas fijas extrahospitalarias municipales como el Cemar, que es el sostén de un programa de promoción, educación y colectas externas (dependiente del Programa Provincial de Hemoterapia), y que involucra a toda la sociedad para que la donación sea un hábito responsable, un deber ciudadano y un gesto solidario.

Otro de los números para destacar fueron los procedimientos de aféresis: durante el 2019 se realizaron 425 procedimientos, de los cuales 152 se realizaron en el Hopital de Emergencias Clemente Álvarez (HECA), 221 en el Hospital Víctor J. Vilela y 52 en el Cemar. Mediante la donación de aféresis se extraen, por separado, sólo aquellos componentes de la sangre que se necesitan, devolviendo el resto al donante por la misma vía de recolección. Si bien la recolección de plaquetas es algo más largo que la donación de sangre convencional, en este caso el paciente no sufre ningún tipo de molestia.

Los lugares en los que se puede donar sangre son los siguientes:

  • Cemar (San Luis 2020) Tel.: 4802555 int. 3203, de lunes a viernes de 8 a 12 y lunes y jueves de 14 a 17
  • Hospital Roque Saenz Peña (Laprida 5381) Tel.: 4809144, de lunes a viernes de 8 a 10
  • Hospital Centenario (Urquiza 3100) Tel.: 0341-4807540.
  • Hospital Provincial (Alem 1450) Tel.: 4721106.
  • Hospital de Niños Zona Norte (Av. de los Trabajadores 1331) Tel.: 4724534.

Cabe destacar el trabajo de las organizaciones que colaboran permanentemente y de manera desinteresada en las acciones relacionadas a la donación de sangre. Se pueden mencionar a las ONG Donemos Vida, Rosario Solidaria y Tu sangre da vida, entre otras. Estas organizaciones están presentes en cada una de las colectas que impulsa el municipio. 

Una máquina para separar células de la sangre

En 2019, el Cemar incorporó una máquina para separar células de la sangre. El Banco de Sangre que funciona en el 2° piso del Centro de Especialidades Médicas sumó una nueva modalidad para separar plaquetas del resto de los componentes sanguíneos a través de la técnica de aféresis, es decir que no solo se puede donar sagre e inscribirse en el Banco de Médula Ósea sino también se puede donar plaquetas.

Las plaquetas son destinadas a pacientes oncohematológicos fundamentalmente que requieren grandes cantidades de dicho componente, fundamentalmente pacientes oncológicos. Son las células más pequeñas que se encuentran en la sangre. Su principal función es detener hemorragias y funcionan como una barrera que detiene la sangre ante una herida.

Durante el proceso de donación, la maquina de aféresis extrae la sangre de un brazo, la centrifuga (separa las plaquetas) y el resto de la sangre (glóbulos rojos y plasma) se devuelven al donante por el otro brazo. Esto permite colectar de una sola persona el equivalente a 12 donantes aproximadamente.

De la sangre que se recolecta de un donante se consiguen tres componente: glóbulos rojos, plasma y plaquetas. La máquina que incorporó el Banco de Sangre permite separar las plaquetas del resto de los componentes, por lo tanto una persona con esta técnica sólo dona plaquetas. La Municipalidad cuenta con cuatro máquinas de aféresis: dos en el HECA, una en el Vilela y otra en el Centro de Sangre.