18 de enero

Gobierno

Temporal: se actualiza información sobre la situación y asistencia en zonas afectadas

Cuadrillas de municipio y provincia trabajan en varios puntos, el más crítico en Las Flores, con familias asentadas irregularmente en reservorios previstos para contener desbordes del Saladillo.

Debido a las intensas lluvias registradas en la ciudad de Rosario y localidades vecinas, equipos técnicos y de calle de la Municipalidad continúan trabajando en distintos puntos de la ciudad en tareas de prevención, mantenimiento y asistencia, en el marco de un operativo que fue monitoreado el martes 11 por la tarde por el gabinete municipal que, encabezado por la intendenta Mónica Fein, se reunió en el Centro Municipal Distrito Sur Rosa Ziperovich, donde se actualizó información sobre el curso de los efectos del temporal y las acciones de contingencia. En la ciudad de Rosario cayeron alrededor de 100 mm en 30 horas, mientras que en localidades cercanas (Casilda, Chabás, Sandford, Roldán y Pérez, entre otras) las precipitaciones alcanzaron alrededor de 150 mm. Dichas tormentas fueron calificadas como “extraordinarias” y "severas".

En el ámbito de la ciudad los trabajos más intensos se llevan a cabo en barrio Las Flores, donde se registró el desborde del arroyo Saladillo, que produjo el anegamiento de los reservorios (lugares reservados para la acumulación temporal del agua). El subdirector de Defensa Civil, Gonzalo Ratner, destacó que en esa zona de la ciudad "la situación está en vías de normalización; el agua ha cedido, el arroyo Saladillo ha bajado su nivel y esta bajante es constante".

Según indicó Ratner, en el sector hay unas 25 familias que están siendo asistidas en el mismo lugar, ya que por el momento optaron por no evacuarse. Cabe destacar en este sentido que se trata de viviendas emplazadas de manera precaria sobre las citadas franjas de reservorios, tierras particularmente no aptas para residir precisamente por estar despejadas al solo efecto de contemplar el ingreso de agua allí ante determinados niveles de crecimiento del arroyo.

Desde las primeras horas de la tarde del día de ayer (lunes 10 de agosto), equipos de Defensa Civil, la COEM (Central de Operaciones de Emergencia Municipal), las secretarías de Obras Públicas y de Promoción Social, y las ASU (Áreas de Servicio Urbanos), están trabajando intensamente a la altura de calle Flor de Nácar al 7300, donde se colocaron bombas de extracción que pasan el agua del otro lado del terraplén y permiten aliviar la zona.

El funcionario remarcó la coordinada labor realizada en conjunto por los distintas áreas del municipio y señaló que "estamos muy atentos al Servicio Meteorológico y a las probables precipitaciones", aunque aclaró que "según los pronósticos no tendremos precipitaciones importantes que generen anegamientos", y agregó: "Una lluvia de este tipo en otro momento, años atrás, hubiera generado mayores complicaciones. Es para destacar las tareas de todas las áreas operativas".

El plan de contingencia se puso en marcha con anticipación

Desde el martes 4 de agosto, autoridades provinciales y municipales vienen trabajando en forma preventiva con motivo de las tormentas que posteriormente afectaron a la ciudad. Las tareas específicas que se delinearon para cada área, tanto municipales como provinciales, permitieron amortiguar el impacto de la lluvia caída en la ciudad de Rosario.

En ese sentido, Gonzalo Ratner comentó que "estas reuniones que se produjeron antes del suceso son de actualización de protocolos, donde cada área pone en juego los recursos con los que cuenta y se trata de coordinar la respuesta de una forma efectiva", y añadió: "Fue muy productiva la reunión (del martes 4) y se logró coordinar tareas para que ante una situación como la del fin de semana pasado, con 100 mm de precipitaciones en la ciudad, se logre la normalización en pocas horas". 

Reiteran recomendaciones ante la presencia de tormentas

La Municipalidad de Rosario reiteró sus recomendaciones a la población a fin de extremar medidas de precaución en ocasiones de tormentas fuertes y abudantes precipitaciones. En ese sentido, se insiste en evitar dejar residuos en la vía pública ya que en caso de lluvias y vientos pueden tapar bocas de tormenta y desagües.

Se recuerda el número telefónico para informes y reclamos en materia de higiene urbana, 0800 444 3265, que funciona de 8 a 18.  En caso de observar cortes de luz en la calle, las fallas deben comunicarse a la Dirección de Alumbrado Público a través del teléfono gratuito 0800 888 4334 o vía web en www.alumbradorosario.com.ar, las 24 hs. Ante árboles caídos por efectos climáticos, los informes deben remitirse a Defensa Civil (teléfono 103).

Asimismo, se recomienda también evitar permanecer al aire libre en circunstancias climáticas adversas. Tampoco es recomendable resguardarse bajo los árboles ni tocar postes, cajas de luz o cables en la vía pública. Además, en materia de circulación vehicular es preferible evitar transitar por calles inundadas. Si se lo hace, circular despacio, con luces de posición y siempre con cinturón de seguridad.

Teléfonos de emergencias más útiles

  •     Defensa Civil: 103
  •     Policía: 911
  •     Bomberos: 100
  •     Salud: 107