24 de enero

Servicios

Cultura

Colectivo de película: un viejo Chevrolet rosarino en Bienvenido León de Francia

El film, dirigido por Néstor Zapata, utilizó para su rodaje un vehículo de 1946 facilitado por la empresa municipal Semtur y que constituye un emblema en la historia del transporte urbano local.

El Chevrolet modelo 1946 que se utilizó en el rodaje del film Bienvenido León de Francia forma parte de una flota de colección de la Sociedad del Estado Municipal para el Transporte Urbano de Rosario (Semtur) y que es referencia en la historia del transporte público de nuestra ciudad.

La versión fílmica de la obra teatral -que se estrenará a nivel nacional el 6 de noviembre y podrá verse en Rosario en el cine Arteón- está dirigida por Néstor Zapata, cuenta con música original de Jorge Cánepa y dirección fotográfica de Héctor Molina. La película fue rodada en forma exclusiva en escenarios de Rosario y localidades vecinas, en tanto su elenco completo está integrado por actrices y actores nacidos en nuestra ciudad, entre ellos Raúl Calandra, Darío Grandinetti y Luis Machín. En cuanto a la música, también contó con la colaboración de Litto Nebbia y Rubén Goldín.

La acción del film se ubica entre los otoños de 1955 y 1956, cuando un grupo de actores de radioteatro representan con éxito una ficción de aventuras y, luego de cada transmisión, salen a recorrer los escenarios de las localidades donde diariamente son escuchados con pasión; corrían tiempos de esplendor de ese género, cuando las sagas del folletín hacían furor y mantenían en vilo a las familias argentinas.

Casi como si formara parte del elenco, el colectivo Chevrolet modelo 1946 se convierte en movilidad exclusiva de los actores que se trasladan de pueblo en pueblo, de la radio al teatro, y los transporta por caminos polvorientos en los que se tejen historias que integran la trama de la película

Bienvenido Leon de Francia constituye un reconocimiento al radioteatro argentino y fue declarada de interés por el Ministerio de Innovación y Cultura de la Provincia de Santa Fe, la Secretaría de Cultura de la Municipalidad de Rosario y el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (Incaa).

Una marca con historia en la movilidad

Mencionar al Chevrolet es introducirse en la historia del transporte urbano rosarino. Conocidos popularmente como chivos, se presume que algunos de estos prototipos constituyeron los primeros micros que transportaron pasajeros durante la década de 1920 y desafiaron al por entonces exclusivo servicio de tranvías eléctricos.

A nivel nacional, los Chevrolet marcaron una época en el transporte de pasajeros, no solo en la modalidad urbana sino también porque acortaron distancias en rutas y caminos nacionales y provinciales, saliendo airosos tras someterse a las más duras condiciones climáticas. Así, la marca se transformó en nostalgia al ser desplazada por la evolución de la tracción diesel.

Según marca la ficha técnica del vehículo, cuenta con dirección mecánica, funciona con nafta, tiene 6,90 metros de largo, motor GMC con modelo de 6 cilindros en línea y fue fabricado en 1946; su transmisión es manual, posee un sistema de frenado a tambor, neumáticos 750/20, en tanto la carrocería fue fabricada por La Favorita.

También integran la misma colección de prototipos antiguos de la Semtur un camión Chevrolet de auxilio tranviario, modelo 1937; un trolebús Fiat Alfa Romeo, modelo 1961, y un colectivo Mercedes Benz 911, modelo 1971; además del tranvía eléctrico 277.