20 de agosto

Control

Clausuran un comercio en Barrio Acindar

Funcionaba de manera irregular. Fue tras un operativo de control y fiscalización. Se decomisaron botellas de alcohol, latas de cerveza y medicamentos

Personal de la Guardia Urbana Municipal (GUM), con el apoyo de Gendarmería, constató que en un domicilio particular del FoNaVi de Barrio Acindar, ubicado en Mosconi 3800, se vendían bebidas alcohólicas y medicamentos en forma indebida. La mercadería fue decomisada.

La Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana de la Municipalidad de Rosario informó que el pasado lunes 26 de mayo se realizó un operativo de decomiso de mercadería en una vivienda del Fonavi de Barrio Acindar.

El procedimiento fue llevado adelante por la Guarda Urbana Municipal (GUM), con el apoyo de Gendarmería, ante una denuncia recibida en el Concejo Municipal.

Entre otras cosas se constató el ejercicio de la actividad de forma totalmente irregular en un domicilio particular. Entre otras cosas, se decomisaron 300 botellas de alcohol (fernets, vinos, cervezas, champagnes, licores y aperitivos, entre otros), 25 latas de cervezas de diferentes marcas y 440 comprimidos de diferentes medicamentos y marcas (analgésicos y desinflamatorios, etc).

El titular de Control y Convivencia, Pablo Seghezzo aseveró en relación a lo actuado: “Es de gran importancia actuar ante este tipo de irregularidades. La venta de alcohol en locales y horarios no permitidos, o la comercialización de productos farmacéuticos en lugares no habilitados para tal fin, pueden traer problemas de convivencia en el barrio, que es lo que buscamos evitar”. Además, resaltó los resultados del procedimiento que se desarrolló tras una denuncia recibida desde el Concejo Municipal: “Esta es una nueva muestra de la importancia de trabajar de manera conjunta entre todos los niveles del estado, articulando información y acciones en pos de generar mejores condiciones de convivencia para los vecinos”.

Posteriormente se realizó una clausura preventiva para que no se siga incurriendo en la actividad comercial indebida y se colocó faja de clausura sin impedir el ingreso a la vivienda.

Esta intervención urbana se realizó en el marco de las acciones periódicas que lleva adelante el municipio en pos de regularizar y controlar todo tipo de actividad comercial y aportar a una mejor convivencia barrial.